22• Nublado

9 de Agosto de 2022 21:24

$20.54

Reflexión de vida - Columna

Reflexión de vida - Columna


Reflexión de vida - Columna 

Psic. Xochitl Rodríguez I.

E-mail: [email protected]

Escuché en algún programa de televisión una frase que me hizo reflexionar acerca de la manera en que vivimos, la frase decía: “valen mas 30 minutos vividos intensamente que una vida vacía”, no sé si les suceda lo mismo a todas las personas, pero cuando pasan los años o existe la pérdida de algún ser querido surgen cuestionamientos como: “para qué tanto sufrimiento”, pude haber hecho las cosas de manera diferente”, “me hubiera gustado cambiar tal o cual cosa de mi vida,” etc., al escuchar esa frase me quedó muy claro que pase lo que pase con la vida, primero: no sabemos cuanto va a durar y segundo: independientemente del tiempo que se viva, hay que hacer las cosas de manera que vivamos más tranquilos

A lo largo de la vida siempre surgen dudas e inquietudes y sobre todo disyuntivas en las que es muy difícil tomar una decisión y al paso del tiempo por lo regular pensamos que las decisiones que tomamos en su mayoría estuvieron mal tomadas y nos sentimos mal porque es muy difícil saber de antemano que va a pasar para poder tomar las decisiones adecuadas, mi padre siempre decía que uno aprende a ser hijo cuando ya no lo puede poner en práctica, a ser padre cuando los hijos ya se han ido y así sucesivamente, pareciera que siempre se aprenden las cosas a destiempo, sin embargo queda el aprendizaje que esto nos dejó y la experiencia adquirida a lo largo de la vida, aunque ya no se puedan poner en práctica muchas cosas, queda la posibilidad de dar un buen consejo, claro, si hay a quién darlo o quién quiera escucharlo 

Con todo esto la vida se ve muy deprimente, mucha gente opina que no se puede tener todo, que la vida no es sólo felicidad, que es efímera, que trae problemas, etc. y finalmente la creencia ancestral de: es la cruz que me toco, después de hacer un análisis de lo que es la vida, llego a la conclusión de que estoy en desacuerdo con todo eso, en mi opinión si es posible vivir bien, tranquilos, con paz interior, armonía y amor a nuestro alrededor, si no de manera permanente, si la mayor parte del tiempo, no podemos evitar que existan los problemas, las rupturas, las despedidas y los fallecimientos de las personas que amamos, pero el resto del tiempo podemos estar en armonía y tranquilos

Cómo lograr esto, en realidad es muy sencillo, ya que no podemos adivinar lo que nos va a pasar para poder tomar las decisiones correctas, decidamos lo que sí podemos hacer en nuestro diario vivir, esto si es sencillo y está al alcance de todos, lo único que tenemos que hacer es respetar a los demás; pensamientos, opiniones, actitudes, formas de vida, deseos, son cosa de cada quién y no tenemos que estar de acuerdo por lo tanto, no debe afectarnos el que sean diferentes a lo que nosotros creemos, en cuanto a las acciones, si no hacemos nada que afecte a otra persona no tendremos una respuesta negativa a cambio, por ejemplo; no puedo golpear a alguien solo porque lo decido así, tampoco puedo meterme en la fila solo porque creo tener más prisa que los demás, tampoco puedo ofender a otra persona solo porque pienso que está mal, etc., y esto aplica para todas las personas cercanas, amadas o desconocidas

Si solamente mantuviéramos presente el principio del respeto y lo lleváramos a cabo en todo momento, dejarían de existir las agresiones, ofensas, chismes, críticas, etc., la vida sería mucho más tranquila para todos, y si estamos más tranquilos es probable que podamos concentrarnos más en las cosas que realmente nos importan, en las actividades que nos gustan, en las personas que amamos, quizá podríamos incluso descubrir a las personas que hay detrás de nuestras críticas y juicios y la convivencia sería más cordial y sana

Creo que en la vida diaria se pierde mucho tiempo en cosas sin sentido que realmente hacen que parezca muy pesada, cansada y estresante, cuando podríamos aprovechar tantos instantes perdidos en situaciones absurdas disfrutando lo que en verdad nos gusta o nos hace felices, hemos equivocado el sentido de la vida dándole una perspectiva falsa e irreal que la hace ver difícil y pesada, nos complicamos con todo y por todo al querer que las situaciones se den como deseamos y no aceptándolas como son

Si existen situaciones que no podemos manejar, aprendamos a aceptarlas sin sentirnos culpables o culpando a alguien más, si así lo deseamos, cambiemos de dirección sin agredir, insultar u ofender, respetando a las demás personas, veamos lo qué si podemos mejorar, cambiemos las malas decisiones del diario vivir que nos hacen sentir mal al igual que a las personas a nuestro alrededor, empecemos a decidir vivir bien, felices con lo que tenemos, con lo que somos

La vida no se trata de pelear con la gente, de meternos en la fila a la brava o hacer sentir mal a los demás, por el contrario se trata de momentos para disfrutar como el hecho de tener un trabajo, una familia, una casa, poder respirar, caminar, disfrutar de un paisaje, una hermosa sonrisa, podemos ir manejando y en lugar de enojarnos con todo el mundo escuchar música y relajarnos, saludar a la gente a nuestro paso en lugar de ir con mala cara, hay muchas cosas que se pueden hacer para estar y sentirse bien, el “bien estar” es realmente una elección no un destino


Estamos hablando de: